Etapa 1: La Giganta Dormida

Descripción

Iniciamos la travesía en La Pobla de Segur, tomando la N-260 en dirección a Sort, hasta que encontramos el área de descanso del torrente de Vallcarca (a 1 km). En este punto empieza el antiguo camino de Montsor, donde iremos subiendo dando rodeos por antiguos empedrados y tramos excavados en la roca.
Las vistas son impresionantes; al norte vemos Montsor y sus riscos sobrevolados por carroñeras, y al sur el pantano de Sant Antoni y la alargada sierra de El Montsec partida por dos puntos, que son las dos entradas al Pallars: los desfiladeros de Terradets y Mont-rebei.
Al llegar al collado de Montsor, tenemos dos opciones:
Ir por pista hasta debajo del pueblo de Montsor, donde nace una pista hacia la masía de Peracalç.
Ir por un pequeño sendero que también nos lleva a la masía.
Pasamos por arriba de la masía de Peracalç, cruzando el pueblo de Peracalç, para llegar a la sierra, desde donde se pueden contemplar unas vistas espectaculares.
Los más intrépidos podéis ir hasta el pico de L’Àliga (águila) para poder comprobar con vuestros propios ojos de dónde proviene su nombre.
Iniciaremos el descenso hacia El Pla de Corts, pasando por Cortscastell, cerca de Pujol y del crucero, siempre acompañados por la Giganta Dormida, que nos vigila en todo momento, para acabar la etapa llegando a Peramea, una importante villa amurallada medieval.

Ficha técnica


Punto de inicio-final: la Pobla de Segur-Peramea
Puntos de paso: Masia de Peracalç-Peracalç-serra de Peracalç-Cortscastell-Peramea
Alojamiento a Casa Parramon
Distancia: 19,5 km
Desnivel: +1.127 m / -759 m
Altitud maxima: 1.240 m
Altitud mínima: 530 m
Tiempo: 6 h 15 min
Dificultad: La etapa no presenta ninguna dificultad técnica.

Variantes

Se puede alargar el recorrido de la etapa caminando por el camino de la carena de la sierra de Peracalç.